El Museo y Parque Arqueológico Cueva Pintada acoge la conferencia ‘Los usos culturales de las plantas silvestres en Gran Canaria'

El Museo y Parque Arqueológico Cueva Pintada, gestionado en Gáldar por el Cabildo de Gran Canaria, acoge este jueves, 23 de julio, a las 20.00 horas, la conferencia titulada ‘Los usos culturales de las plantas silvestres en Gran Canaria', que impartirán el ingeniero agrónomo Jaime Gil y el arqueobotánico Jacob Morales. Al acto asiste el consejero de Cultura de la Corporación Insular, Carlos Ruiz.

A lo largo de los siglos, la tradición oral y la botánica de la isla han configurado una especial relación, un entramado cultural entre sus habitantes y los usos (medicinales, veterinarios, alimentarios, simbólicos, rituales…) dados a las plantas en Gran Canaria, y del que pueden dar buena cuenta, sobre todo, los mayores.

Por ese motivo, y con el ánimo de conocer y salvaguardar ese valioso legado, el Servicio de Cultura y Patrimonio Histórico del Cabildo, en colaboración con el programa Leader, ha impulsado un interesante proyecto consistente en la elaboración, con ayuda de hombres y mujeres de cierta edad y portadores de esos saberes, de un atlas sobre el patrimonio inmaterial vinculado a los usos tradicionales de las plantas silvestres en la isla, y del que Gil y Morales informarán en el transcurso de su charla.

La conferencia se complementa con una muestra fotográfica que, con carácter itinerante, da a conocer ese frágil patrimonio, muy amenazado por el abismo de la llamada brecha generacional. La exposición, que ya ha podido verse en la Biblioteca Insular y en la Casa-Museo León y Castillo (Telde), puede visitarse en Cueva Pintada hasta el próximo 23 de agosto.

Gil es uno de los investigadores pioneros en la localización y rescate de semillas agrícolas antiguas en Canarias. A su juicio, hasta la fecha, "asistimos a un empobrecimiento de la sociedad grancanaria en la medida que sufrimos una importante pérdida del patrimonio común, y no sólo de riqueza material. Igual de alarmante es la pérdida de los "saberes", fruto de la experiencia, que nuestros agricultores han construido generación tras generación en materia de manejo y aprovechamiento de especies silvestres, de selección natural de especies de interés económico, calendario anual de labores, ritmo estacional, costumbres y tradiciones, etc., y que han posibilitado que la Isla sea un espacio habitado".

 

Imágenes relacionadas
Foto